jueves, 24 de septiembre de 2009

De las inferiores de Belgrano de Córdoba, este rústico segundo marcador central, que se las ingenia también para ocupar en ocasiones el lateral izquierdo, nació el 22 de julio de 1977 en la ciudad de Santiago Temple.
En la máxima categoría llegó a afianzarse en el primer equipo, tuvo un frustrado pase a Gimnasia, marcó sus únicos dos goles en la elite en su última temporada (ante Gimnasia y Esgrima La Plata y Argentinos Juniors), pero no pudo evitar que los piratas se fueran al descenso en la 2001/02.
Tras un año en la B Nacional donde jugó poco, era momento de buscar nuevos aires y Trossero le abrió las puertas de Olimpo para que se sume al plantel dándole una nueva chance de castigar delanteros en la elite del fútbol argentino.
Sin embargo llegó sin estado futbolístico y eso le jugó en contra para entrar en la consideración del vikingo DT.
Si bien había ingresado a los 92 minutos por Novarese para hacer tiempo y así asegurar el empate en la primera fecha contra Lanús, la expulsión del ‘nano’ Clementz ante Atlético Rafaela por la 3ª jornada le dio la posibilidad de debutar nada menos que como titular frente a Nueva Chicago, pasando Medina al lateral.
Si bien se mostró firme en el juego aéreo, el paraguayo Cáceres lo tuvo de hijo todo el partido y no encontró la forma de frenarlo.
Como perlita queda que el gol del torito llegó tras un despeje suyo en la línea y que Buján se llevara por delante la pelota y pese al esfuerzo de ambos no poder evitar el tanto.
Se mantuvo en el equipo frente al Estudiantes del doctor Bidón amante del ‘gatoreit’ y alternó buenas y malas, fallando en algunas pelotas aéreas sobre el final. La expulsión de Páez ante el pincha le dio la chance de mantenerse en el equipo frente al Newell’s del Bambino Veira que con ‘bellezaaaaa nene’ nos pegó un lindo baile en el Coloso. El ‘Lorito’ volvió a complicarse en algunas bochas simples y a mostrarse firme para despejar las pelotas que llegaban por arriba.
Perdió su lugar en el equipo con la vuelta de Páez pero ante una nueva sanción de ‘satanás’ estuvo entre los once frente al Quilmes de Gustavito Alfaro que volvía por primera vez a Bahía Blanca tras el ascenso.
Trossero mantuvo a Manfredi pero cambió el resto de la defensa (además ingresaron Mena de central y Martín Bonjour como lateral) pero la jugada no resultó bien y se sumó otra derrota con una última línea que no ofreció garantías.
Bordicio se mostró firme para despejar por arriba y controló bien a Diego Ceballos, aunque lo perdió en la jugada del gol.
Los platos rotos los garpó el pibe Bonjour –era su debut en Primera- que le dejó su lugar a Páez y Bordicio pasó a marcar el lateral frente a Arsenal, manteniendo a Manfredi del otro lado y el 'mencho' de zaguero. "Me siento bastante cómodo marcando punta y, si le soy útil al equipo, no tengo problemas en cumplir esa función", le decía a La Nueva en esa ocasión pero los problemas los tuvo y serios cada vez que se proyectaba Hirsig además de mostrarse impreciso a la hora de entregar la pelota a sus compañeros.
Ante el alejamiento ante esta nueva derrota del blondo entrenador se hizo cargo del equipo Saporiti y se la jugó por una última línea formada por Manfredi, Mena, Páez y Clementz y los resultados mejoraron considerablemente (5 victorias, 2 empates y 2 derrotas) por lo que Bordicio no volvió a figurar.
Con la idea de encontrar una mayor regularidad, se fue al Racing de Córdoba que dirigía Teglia en la B Nacional llegando a sumar 37 encuentros y 2 goles que no evitaron su segundo descenso con conjuntos cordobeses. “Es muy jodido y duro. Con Belgrano fue donde yo me inicié y en Racing teníamos un buen equipo. La verdad que fue un duro momento”, recordó tiempo atrás a la prensa mendocina ya que su siguiente pase fue a Godoy Cruz.
En el Tomba del ‘chocho’ Llop no pudo marcar goles en los 29 encuentros que disputó, pero logró el ascenso a Primera y eso hizo que desde la provincia del fernet y el cuarteto se vuelvan a fijar en él.
En julio del 2006 pasó a Instituto de la mano de Quiroz donde estuvo en 26 partidos pero la siguiente campaña la pasó vistiendo los colores de Tiro Federal de Rosario donde lo dirigió el ‘Chaucha’ Bianco.
Como ya había perdido las esperazas de codearse con players de la talla de Ortega, Riquelme o el ‘Rolfi’ Montenegro, no tuvo dramas en bajar otra categoría para jugar la Primera B en Sarmiento de Junin.
Pero los pagos tiran y la chance de vestir su cuarta casaca cordobesa era demasiado tentadora para dejarla pasar. Tal es así que para esta temporada se sumó como uno de los flamantes refuerzos del General Paz Juniors que maneja el ‘negro’ Enrique de cara al Argentino B.
Es posible que si en algún partido se confunde y hace la gran gardelito Medero su entrenador saque chapa diciendo que fue él quien lo puso en cancha. Es posible… o en realidad no. Dudo seriamente que alguna vez ocurra algo así más que en una quimera. Va con onda Lorito!

TRAYECTORIA

1999-2000 Belgrano de Córdoba (Primera División) (9P – 0G)
2000-2001 Belgrano de Córdoba (Primera División) (37P – 0G)
2001-2002 Belgrano de Córdoba (Primera División) (22P – 2G)
2002-2003 Belgrano de Córdoba (B Nacional) (19P – 1G)
2003-2004 Olimpo de Bahía Blanca (Primera División) (6P – 0G)
2004-2005 Racing de Córdoba (B Nacional) (37P – 2G)
2005-2006 Godoy Cruz (B Nacional) (29P – 0G)
2006-2007 Instituto de Córdoba (B Nacional) (26P – 0G)
2007-2008 Tiro Federal de Rosario (B Nacional) (38P – 0G)
2008-2009 Sarmiento de Junín (Primera B)
2009-2010 General Paz Juniors (Argentino B)

1 comment

Tomas Martins dijo...

Que tipo mas pelotudo el "junito" este, imbecil. Si tan malo era para que se toma el tiempo de hacer todo ese reporte sobre él. La verdad que se nota que todo esto lo hizo una fracasado de la vida.

11 de enero de 2016, 18:14

Publicar un comentario

 


Blogger Template By LawnyDesignz